12 ago. 2011

¡Aquí os quedáis, perras!

Este Dies Veneris no estoy en Mandril ni tengo a mano un dispositivo a través del cual pueda postear aquí, así que he dejado trabajando a mis monos con alas para que me lo dejen todo aviado.
Debo andar ahora mismo vestida de pagano con una glock en el cinturón tratando de que el apocalipsis no descienda sobre nosotros... ¿Que dónde estoy? ¡En las TDN! Las Jornadas freakas de Tierra de Nadie, en Mollina, Málaga. Es el primer año que voy y ahora mismo estoy que me hago pis de la emoción, mañana parto hacia allá en una caravana de peregrinación a la tierra prometida con un nutrido grupo de compañeros y amigos del metal. 

Este año la cosa está muy mala y me he quedado sin ir de festivales y sólo a un REV, así que me voy a desquitar pero mogollón: camping, bocatas, cañas, solaco, piscina, rol
en vivo, rol de mesa, juegos de tablero, mongolismo, travestismo del bueno... Le van a dar por culo a la dieta, no voy a dormir y sólo deposito mi fe en mi capacidad de conservación para sobrevivir a estos cuatro días, sin embargo sospecho que volveré más joven y lozana que antes de emprender el viaje.

El viernes seré una agente de seguridad encargada de la protección del jefe de una secta, el sábado por la tarde la sheriff recién llegada a un pueblecito redneckoso de Nuevo México, por la noche haré de Jackie Brown (sé que queréis fotos... las tendréis :D) y el domingo una baterista de speed metal preparada para tocar ante los mismísimos dioses. Eso de primeras, luego tengo pendiente apuntarme a otras cosas, aparte de los vivos de los que os acabo de hablar y además cabe la posibilidad de que el jueves sea la mismísima Jayne Mansfield que en gloria esté, a ver si me puedo apuntar...
Os contaré a la vuelta :P

Yippi kay yei!! motherfuckers!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario